Amor, cuidado, afecto, felicidad, fé, despertar espiritual del niño.